Estambul, ¿Dónde queda?

Estambul ubicacion_1

Estambul, conocida en la antigüedad como Bizancio y luego de un tiempo, su nombre cambió a Constantinopla, es una ciudad perteneciente a Turquía. No es la capital como muchas personas así lo piensan o afirman. Sin embargo, su repercusión histórica le ha labrado una fama internacional bastante amplia. Además, aunque no es capital de su país, sí es la ciudad más poblada, y posee grandes avances económicos y sucesos históricos y culturales muy variados.

Estambul fue una capital antiguamente

Como se dijo anteriormente, Estambul, como se llama hoy en día, no es capital de Turquía, pero en la antigüedad, sí fue capital de estados soberanos.

Los estados soberanos de los cuales Estambul (que en esos tiempos tenía otro nombre) fue capital eran: El Imperio Romano, el Imperio Latino, el Imperio Romano de Oriente y el Imperio Otomano. Ver también: ¿Qué idioma se habla en Estambul, Turquía?

¿Dónde queda Estambul?

Como se ha venido diciendo, Estambul se encuentra en Turquía, siendo estambul su último nombre después de Bizancio y de Constantinopla. Una de sus características es que es una ciudad transcontinental. Si buscamos ser un poco más específicos, se encuentra justamente en el estrecho del Bósforo.

Estambul lejos

El Estrecho del Bósforo es un canal acuático que divide Europa de Asia, justamente divide, a su vez el Mar Negro y el Mar de Mármara. Es un estrecho que ha estado en disputas y guerras durante muchos años por varios países.

Estambul cerca

Población de Estambul

Se estima que dos tercios de la población de la ciudad están en terreno europeo, mientras que el resto se encuentra en suelo asiático. Además, es una de las ciudades con más población en todo el planeta, contando con un total de más de 15 millones de habitantes.

Estambul y sus riesgos sísmicos

La ubicación de Estambul la sitúa bastante cerca de la falla de Anatolia del Norte. Ver: La mejor época para visitar Estambul, Turquía. Esta, es una falla geológica que está activa actualmente, y que a su vez, ha producido varios movimientos sísmicos en el suelo cuyos terremotos han sido de gravedad y de repercusiones mortales para la historia de la ciudad.

Estudios han confirmado que dentro de algunas décadas, Estambul sufrirá un terremoto de gran escala y cuyo efecto devastador sea de grandes magnitudes.

Lo peculiar y no tan grato ni bueno, es que poder promover leyes, normas y disciplinas que se ajusten a un procedimiento de construcciones de calidad antisísmicas es bastante difícil. Es por ello que, lo más probable, al ocurrir el terremoto, Estambul quede devastada, sobre todo en las zonas de pocos recursos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *