Castillo de Neuschwanstein en Alemania, un castillo de cuento de hadas

Publicado el: 26 Jul 2013 por Luis Linker, guardado en: Alemania, Europa - 576 visitas

Este es uno de esos castillos de cuento de hada que existen en diferentes partes de Europa y no es de extrañar que haya sido usado como modelo para crear el Castillo de la Bella Durmiente por la compañía Walt Disney, eso sin contar las películas en donde ha aparecido. Fue construido entre los años de 1869 a 1886 por orden del excéntrico rey Luis II de Baviera en homenaje a su gran amigo Richard Wagner, un dramaturgo, poeta y compositor alemán que irónicamente al igual que Luis II, obtuvieron su mayor éxito y reputación, siglos después de su muerte.

castillos-en-alemania

Publicidad
Anuncios de Google

El Castillo de Neuschwanstein está ubicado en el sureste de Alemania, en la región de Baviera y encontrándose muy cerca del Castillo de Hohenschwangau. Es uno de los lugares más visitados de Alemania al tener más de un millón de visitantes por año, atrayendo las cantidades más grandes de turistas en temporada de verano.


Publicidad


mapa-ubicacion-castillo-Neuschwanstein

Visitar el Castillo de Neuschwanstein – Precio de entrada y visitas guiadas

Si usted desea visitar el Castillo de Neuschwanstein le agradará saber que está abierto al público la mayor parte del año (con excepción del 1 de enero, 24, 25 y 31 de diciembre) en los horarios de 8 de la mañana a 5 de la tarde (verano) y 9 de la mañana a 3 de la tarde (verano) siendo todas las visitas guiadas, habiendo disponibles guías en diferentes idiomas como el portugués, polaco, holandés, francés, checo, chino mandarín, italiano, ruso, japonés, inglés, alemán y por supuesto también en español. Esto no es extraño si tomamos en cuenta que el castillo es uno de los lugares más visitados en Alemania por turistas de todas partes del mundo.

castillo de Neuschwanstein

foto castillo de Neuschwanstein

Flickr, foto por dawid.martynowski

El precio de las entradas para el Castillo de Neuschwanstein es de 12 euros para los adultos, 11 euros para estudiantes, personas con alguna discapacidad y los mayores de 65 años, en cuanto a los niños menores de 18 años, conductores de autobús y guías turísticos la entrada es gratis. La venta de los mismos se realiza únicamente en el Centro de Boletos (ver imagen) y los boletos solo pueden ser utilizados el mismo día que se compran.

Como mencionamos anteriormente, tanto el Castillo de Neuschwanstein y el Castillo de Hohenschwangau se encuentran muy cerca, por lo tanto pueden ser visitados el mismo día y si lo prefiere también puede conocer el Museo de los Reyes de Baviera, ubicado cerca de ambos. Dicho esto, usted puede comprar tres tipos de boletos dependiendo si quiere visitar un solo castillo; si quiere visitar ambos castillos o si quiere visitar tanto los dos castillos como el museo de los reyes. Todo esto puede hacerlo el mismo día ya que cada recorrido dura aproximadamente 30 minutos. Para mayor información puede visitar la página oficial (castle-neuschwanstein.com). También recuerde que en verano a causa del enorme flujo de visitantes (6 mil visitantes por día) es necesario hacer la reservación de sus boletos.

Schloss-Deutschland

Por ike_z en Flickr

Historia del Castillo de Neuschwanstein – Precio de entrada y visitas guiadas

Como mencionamos al principio del artículo, el castillo se empezó a construir el 5 de septiembre de 1869 y en 1886. En 1884 el rey Luis II dejó Múnich para irse a vivir al castillo que aún estaba en construcción y así poder supervisar los avances.

Si nos situamos en el momento histórico de su construcción, nos damos cuenta que en ese entonces los castillos ya no eran la misma necesidad que siglos pasados, por lo que su construcción fue más un deseo artístico de Luis II de Baviera quien utilizó su propio dinero en vez de usar el dinero de los ciudadanos, esto provocó que se metiera en grandes deudas con los bancos tanto nacionales como extranjeros.

Tiempo después de haberse ido a vivir al Castillo de Neuschwanstein, el rey fue diagnosticado con esquizofrenia y relevado de sus labores. Algunos creen que fue una estrategia de su familia para quitarle el trono, sumado al hecho de que murió ahogado en extrañas circunstancias junto a su psiquiatra, el día en que decidieron ir a dar un paseo al lago de Starnberg, Múnich.

Cuando su dueño el rey Luis II de Baviera murió, la familia real de Baviera abrió el castillo al público y se convirtió en su mayor fuente de ingresos. Posteriormente el castillo cambió de manos y hoy en día es propiedad del Estado de Baviera. La vida del rey Luis II fue corta (40 años) pero en el transcurso de la misma diseñó y construyó no solamente el Castillo de Neuschwanstein, sino también otras dos magníficas edificaciones las cuales son el Castillo de Hohenschwangau y el Palacio de Linderhof, todos ellos con su propio dinero y utilizando materiales y mano de otra 100% bávara, por lo cual se dice que hoy en día esa es una de las razones por la cual la industria de Baviera es una de las de mayor fuerza en Alemania.

Para finalizar solo podemos decir algunas curiosidades del Castillo de Neuschwanstein y es que posee el primer teléfono móvil de la historia cuyo alcance era de seis metros, desde la habitación del rey se podía apreciar una cascada, cuenta con una cocina basada en algunas reglas de Leonardo da Vinci para aprovechar el calor y actualmente hay energía eléctrica en todo el castillo. Sin duda el castillo de Alemania más famoso de todos.



Publicidad
Etiquetas:

Historias Relacionadas